CITA TEXTUAL

Periodismo Independiente

El TEPJF en el remake de «Salvando al Toro de Pungarabato»

Mancha Humana

Julio Pérez De León, periodista

@Vago_Estepario

En memoria de Doña Vina,
por siempre en el corazón

Lo sorprendente no es que Morena y el Presidente tengan entre ceja y ceja a dos consejeros electorales del INE, a fin de cuentas, la política está llena de exabruptos, lapsus que no pocas veces llega a permanentus; tampoco es que sea ya algo novedoso el discurso de auditar gastos al organismo o las amenazas de juicio político a Lorenzo Córdova y a Ciro Murayama.

Lo que, si es hasta desconcertante, es saber por qué Morena, que contando con mayoría legislativa inflada en ambas cámaras no modificó la ley electoral en el rubro en que si se incumple con la entrega de información sobre ingresos y gastos de precampaña –sin importar el monto- se pierde el registro como tal y, por tanto, la candidatura.

Ahora, fieles a la emblemática tradición de la política a la mexicana, que es las leyes se crean para responder a los intereses de quién ostenta el poder, tal y como lo hicieran el PRI y el PAN en sus respetivas oportunidades, buscan hacer cambios en el organismo electoral, más de forma que de fondo, porque se pretende acotar a los consejeros más que realmente ciudadanizar e independizar al organismo electoral.

Y es que la sociedad es más reactiva que propositiva, ahí está el caso de la democratización de la eterna deuda del Fobaproa que como deuda pública todos debemos pagar en lugar de los entes privados que se enriquecieron, los mismo que el rescate carretero y aeroportuario, cuando el PRIAN avaló tales descalabros al erario estaba justificado, eran gobierno, ahora que son oposición es reprochable que se pague más de intereses en esas deudas que en medicamentos, salud o en educación.

La eliminación del impuesto a la tenencia vehicular en beneficio de ese 3.5% de mexicanos propietarios de automóviles, gravamen inventado desde 1962 y derogado en 2012, la cosa es que pocos se preguntaron de dónde saldrían los poco más de 10 mil millones de pesos anuales, en promedio, que ya no ingresarían a las arcas y federal y estatal por tal concepto, la respuesta salió el mismo sexenio que termino por concluir la tenencia: la vía fueron los gasolinazos y ahora sí, además de los 3.5% de propietarios de coches, el impuesto los pagan todos, otra medida socializadora y democratizadora.

El asunto pues, de la pérdida de registro de candidatos “estrellita” del partido oficial, por el mero incumplimiento de una ley que también avalaron bajo las siglas del Sol Azteca, no es que se cumpla o no, sino que al tener oootra vez el asunto en sus manos el TEPJF vía impugnación y que esta vez el proyecto de sentencia le cayó al magistrado Indalfer Infante, quien votó porque el INE revisara la decisión de cancelar el registro a Félix “El Toro” Salgado, nada sorprendería que encontrara un hueco legal para reabrir el corral.